viernes, 24 de febrero de 2017

El aceite de palma de tus Oreo, Doritos, Kinder, Kit Kat, Sugus… los hacen baratos, y muy dañinos

Veinte años de TLCAN trajo a México no sólo una oleada de comida procesada que es, hoy, la causa principal de la crisis de diabetes y obesidad que vive el país. Además, de acuerdo con especialistas en nutrición, salud y el campo, los fabricantes, para abaratar sus costos, adoptaron ingredientes que están asociados directamente con daños a la salud.

Uno de ellos es el aceite de palma presente en la Nutella, las galletas oreo, los chocolates Ferrero Rocher, Kit Kat, Twix, Kinder Sorpresa, y otros; así como en algunas leches, cereales y frituras.






Estudios recientes confirman lo que los especialistas en salud han dicho durante años: que el aceite de palma es malo, malo. Pero una nueva corriente de científicos va a peor: que provoca enfermedades cardíacas, e incluso cáncer.
Esta grasa vegetal está, sin embargo, presente en una gran variedad de los productos a los que se tiene fácil acceso en los anaqueles tanto de supermercados como de tiendas locales y de conveniencia, debido a que es más barato que otras.
Especialistas en nutrición, salud y el campo coincidieron en que los productos fabricados con aceite de palma llegaron a México gracias a las facilidades del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), y a la poca o nula regulación de las autoridades federales.
Fiorella Espinosa de Cándido, investigadora en salud alimentaria en la organización El Poder del Consumidor, coincidió en que desde 1994, el TLCAN favoreció la entrada de una gran variedad de productos ultraprocesados. Y dijo que la epidemia de obesidad y diabetes que actualmente vive México, "es el resultado de 20 años de una desregulación y de una apertura a productos muy procesados. Quienes los fabrican se interesan primordialmente en la generación de ganancias y para ello tienen que abaratar los costos y utilizar ingredientes que están asociados con daños a la salud".
Víctor Suárez Carrera, director de la Asociación Nacional de Empresas Comercializadoras de Productores del Campo (ANEC), recordó que el boom de Walmart favoreció el ingreso de productos chatarra al país, muchos de ellos fabricados con aceite de palma. En 1993, la primera tienda Walmart Supercenter llegó a México y fue ubicada en la zona oriente de la capital. La cadena se instaló y puso a disposición de los consumidores principalmente alimentos procesados, azucarados, grasosos y con altos contenidos calóricos.
A partir de 1994 –año en que Estados Unidos, México y Canadá firmaron el TLCAN–, las tiendas Walmart se extendieron significativamente: Para 2005, la firma ya controlaba el 20 por ciento del sector de menudeo de alimentos.
Para Wal-Mart Stores Inc., no existe un país más importante en el mundo que México. Una quinta parte de sus tiendas están aquí, mientras que muchos productos que vende en Estados Unidos son exportados desde México.
La compañía se vio involucrada en un escándalo de corrupción en 2012. De acuerdo con una investigación de The New York Times, habría destinado al menos 24 millones de dólares para sobornar a funcionarios mexicanos a fin de hacer crecer su dominio en el mercado.
La empresa estadounidense tiene ya 2 mil 379 tiendas operando aquí en México.
Walmart ha sido objeto de severas críticas en Estados Unidos y está incluída en la lista de empresas del boicot conocido como #WrapYourWallet por vender productos de una de las hijas de Donald Trump, Ivanka.
¿QUÉ PRODUCTOS CONTIENEN ACEITE DE PALMA?
A finales de 2012, México decidió que no había suficiente aceite vegetal en el país, y la Secretaría de Economía (SE) redujo sensiblemente los aranceles a la importación de diversos aceites. Los aceites de soya, palma, girasol, cártamo, coco y almendra de palma quedaron con un arancel de entre 5 y 10 por ciento.
Prácticamente la gran mayoría de los productos industrializados que se venden en supermercados, tiendas locales y de conveniencia contienen aceite de palma. ¿Por qué? Paulina Bermúdez Landa, directora ejecutiva de Proyecto Gran Simio México, explicó que se debe al bajo costo de éste, comparado con otros aceites; es capaz de sustituir a otras grasas, y rinde 10 veces más que el de soya, por ejemplo.
La agencia informativa Reuters publicó recientemente una lista de productos alimenticios que contienen aceite de palma. A continuación se retoman los que tienen presencia en México:
• Crema de cacao Nutella • Galletas Oreo • Chocolates Ferrero Rocher • Chocolates Kinder Bueno y Kinder Sorpresa • Chocolates Kit Kat • Chocolates Mars (Snickers, M&M's, Milky Way y Dove) • Chocolates Twix • Bombones de Lindt • Leche junior crecimiento de Nestlé • Caramelos Sugus • Cereales sabor yogur Special K de Kellogg's • Doritos • Ruffles • La crema de marisco de Knorr • Los tortellini de queso de Knorr • Cereales Nesquik
Aunque el ingrediente está presente en helados, chocolates, dulces, botanas, margarinas, natillas, sopas, pastas, pizzas, panadería industrializada y una gran diversidad de productos de anaquel; últimamente ha estado en el ojo del huracán debido a que Nutella lo utiliza como uno de sus principales componentes.
En redes sociales circula una imagen en la que supuestamente se hace un desglose de los ingredientes del popular postre. La gráfica muestra que los ingredientes que predominan son azúcar, aceite de palma, leche en polvo y apenas una pequeña parte de avellanas y cacao.
LOS DAÑOS A LA SALUD
La Agencia Europea de Estándares Alimenticios (EFSA, por sus siglas en inglés) presentó un informe donde señala que el aceite de palma es más cancerígeno que cualquier otro al ser sometido a temperaturas superiores a los 200 grados Celsius y su consumo regular es riesgoso especialmente para los niños.
Ana Larrañaga Flota, coordinadora de Proyectos de Nutrición en Fundación Mídete, advirtió que hasta el 50 por ciento de la composición del aceite más utilizado por la industria alimentaria son ácidos grasos saturados, que se asocian con el incremento de colesterol LDL en la sangre. Como resultado, se pueden desencadenar enfermedades coronarias, vasculares, cerebrovasculares, "todo el aparato circulatorio se ve muy afectado por el consumo de estas grasas", dijo.
La especialista reconoció que la otra mitad de su composición sí posee ácidos insaturados que ofrecen beneficios a la salud, además de ser una fuente natural de vitaminas A y E, sin embargo, esto únicamente si se consume en estado crudo y natural.
El problema con este aceite, resaltó la investigadora Fiorella Espinosa, es que se utiliza mucho para productos ultraprocesados que contienen, además, ingredientes potencialmente dañinos como azúcares, colorantes, sodio y conservadores.
Hace un par de meses, el Institute for Research in Biomedicine (IRB) reveló, en un estudio, la relación que existe entre el ácido palmítico –principal componente del aceite de palma– y los procesos de cáncer y metástasis.
El análisis refiere que un grupo de científicos trató un tumor oral durante un par de días con ácido palmítico y después fue inyectado en ratones que llevaban una dieta normal. Una vez inoculado en el animal, ese tumor pasaba de una frecuencia metastática del 50 por ciento al 100 por ciento, es decir, todos los ratones desarrollaban metástasis.
En 2011, un estudio difundido por la revista Globalization and Health evidenció que la grasa saturada en el aceite de palma empeora los resultados de salud cardiovascular; y confirmó que el consumo de dicho ingrediente aumenta las concentraciones plasmáticas de colesterol y de baja densidad total de lipoproteínas (LDL) en comparación con otros aceites vegetales.
¿Y EL ETIQUETADO?
A la hora de hacer las compras es difícil saber si los productos contienen o no dicho ingrediente. En México, las marcas se limitan a poner en sus etiquetas "aceite vegetal", sin especificar de qué tipo.
La Norma Oficial Mexicana NOM-051-SCFI/SSA1-2010 "Especificaciones generales de etiquetado para alimentos y bebidas no alcohólicas preenvasados-Información comercial y sanitaria" obliga a que los ingredientes se muestren en forma descendiente, es decir, del que más hasta el que menos contiene; pero no a hacer el desglose de cada uno, criticó Fiorella Espinosa.
Por ello, la activista hizo un llamado a las autoridades a que se incluya la información de los productos "de forma clara, veraz y completa". Y en el caso del aceite de palma, apuntó, al estar asociado con riesgos para la salud, "lo mínimo que deberían hacer es indicar en la etiqueta que el ingrediente dañino está presente. Se podría fortalecer la política pública de transparencia de los alimentos".
MEDIO AMBIENTE, OTRA VÍCTIMA DEL ACEITE DE PALMA
Además de los problemas a la salud ya mencionados, el aceite de palma también afecta al medio ambiente. Paulina Bermúdez, de Proyecto Gran Simio, dijo en una entrevista reciente, que el 85 por ciento del producto que se consume alrededor del mundo proviene de Indonesia, donde orangutanes y otras especies son desplazadas y asesinadas para dar paso a monocultivos de palma.
En septiembre de 2013, Greenpeace Internacional publicó un informe en el que reveló que el sector del aceite de palma fue el principal causante de la deforestación en Indonesia entre 2009 y 2011, lo cual representa una cuarta parte de la pérdida de bosques en aquel país durante dicho periodo.
Fuente:  sinembargo.mx





miércoles, 22 de febrero de 2017

Gluco, una herramienta para el control de la diabetes

No cabe duda de que la ciencia y la tecnología poseen un gran potencial que puede ponerse al servicio de muchos fines, no solo para crear armas de destrucción o producir alimentos, sino que muchos de sus grandes descubrimientos ahora están a disposición de la salud y la curación o control de enfermedades. Bukeala, una empresa tecnológica especializada en soluciones en la nube (SaaS) para la salud, lanzó en Colombia Gluco, una herramienta para el control de la diabetes, dirigida a entidades de salud privada y gubernamentales.
Esta plataforma  de big data pretende facilitar el tratamiento de los pacientes con diabetes a partir del almacenamiento de la información recolectada de las mediciones y monitoreos de glucosa, lo que se traduce en mejores posibilidades de velar por las condiciones de quienes padezcan esta enfermedad. Gluco se enfoca en tres características: conocimiento del gasto, en cuanto a la inversión y el control de la evolución de los pacientes; control de gasto, respecto al uso de los recursos disponibles; prevención del gasto, para prevenir las enfermedades que pueden derivarse de la diabetes.
"Hoy se invierte en prevención y prescripción médica, en tanto que los controles regulares que esta dolencia requiere son la necesidad más grande a cubrir.  Gluco busca resolver el problema que conlleva el acceso tardío a la información para el tratamiento de la enfermedad, y hace eficiente la administración de los presupuestos de las entidades", afirma Pepe Martínez Cevasco, director ejecutivo de Bukeala.
Este sistema permitirá integrar  los análisis clínicos de los pacientes diabéticos y a su vez proporcionará dicha información a gestores e instituciones, permitiendo tener un panorama real de la población afectada según la región, el sexo y la edad, entre otras variables. Las entidades gubernamentales también podrán acceder a estos datos, con el fin de crear actividades concretas y hacer un mejor uso de los recursos del estado y entidades prestadoras del servicio de salud.
Al respecto, Manuela Arizmendi, country manager de Bukeala en Colombia, afirma que "Colombia hoy se encuentra trabajando activamente en optimizar los presupuestos en el sector de salud. Con Gluco las EPS, entidades distritales y gubernamentales podrán conocer, medir y prever el gasto en diabetes en el país de una manera más efectiva".
Lo cierto es que gracias a esto avances, hoy podemos continuar optimistas respecto al futuro de la humanidad. El desarrollo científico técnico, por así llamarlo, puede mejorar las condiciones de vida de muchas personas.
Fuente:  notiexpresscolor.com  



lunes, 20 de febrero de 2017

Gatos obesos pueden desarrollar diabetes



Por lo menos 54.9 por ciento de las familias en México tienen mascotas y en 23 por ciento de los casos se trata de gatos, que si están obesos pueden desarrollar diabetes y otras enfermedades.
Se estima que entre 19 y 52 por ciento de la población gatuna tiene sobrepeso u obesidad, lo que aumenta entre tres y cinco veces el riesgo de padecer diabetes en relación con un peso normal, señaló Alejandro Sánchez médico veterinario y zootecnista por la UNAM.
Entre los síntomas clínicos de la enfermedad en gatos están la pérdida de peso a pesar de un apetito voraz, deshidratación por sed extrema, debilidad en pelaje y dificultad para escalar.
Debido a que el cerebro es particularmente sensible a la pérdida de glucosa los gatos diabéticos también pueden presentar disfunciones en el sistema nervioso que les provocan nerviosismo, temblores y convulsiones.
El especialista explicó que las principales causas de sobrepeso y obesidad en la población gatuna son la edad ya que los felinos de mediana edad son los más propensos a desarrollarla. También el sedentarismo y la falta de ejercicio y una mala alimentación, ya que los dueños acostumbran suministrar una cantidad de alimento superior a la necesaria.
Un gato presenta sobrepeso cuando su peso corporal supera en más de 20 por ciento su peso ideal y obesidad cuando su peso corporal sobrepasa al ideal en 25 por ciento o más.
El médico veterinario señaló que la obesidad es la forma más común de malnutrición en las mascotas de ese tipo y lamentablemente algunos de los poseedores piensan erróneamente que "un gatito entre más gordito más bonito".
Sin embargo esa condición aumenta el riesgo de que esos animales presenten enfermedades que deterioran su calidad de vida.
"La obesidad felina se ha asociado con más incidencia de problemas en huesos y articulaciones, enfermedades cardiorrespiratorias, estreñimiento, dermatitis, riesgos anestésicos y disminuye hasta cinco años la esperanza de vida", detalló Alejandro Sánchez.



Fuente:   jornada.unam.mx





viernes, 17 de febrero de 2017

Es posible prevenir la diabetes y la hipertensión comiendo bien



Si en la lonchera de su hijo, de lunes a viernes, incluye un cuartico de jugo envasado, el niño ingerirá 600 gramos de azúcar al mes. Si lo acompaña con una galleta dulce, sumará 200 gramos más al mes.

Por esos dos alimentos, una vez al día, su hijo recibiría 800 gramos de azúcar todos los meses y en un año estaría ingiriendo 9,6 kilos de azúcar. Ese jugo contiene seis cucharaditas de azúcar y la galleta tiene dos. Estos datos fueron sustraídos de la guía de orientación nutricional "Azúcar: ¡Cuidado! No permitas que te atrape con su dulzura", el más reciente tema abordado por la campaña "Juntos contra la malnutrición", de Fundación Bengoa y Farmacia SAAS.
En esta guía explican a la población venezolana que la ingesta excesiva de azúcar añadida se relaciona con sobrepeso y obesidad y, en el largo plazo, con diabetes, colelitiasis (cálculos en la vesícula biliar), enfermedades cardiovasculares y caries dental (cuando la higiene bucal es deficiente). Son más precisos y especifican que el riesgo de desarrollar diabetes se incrementa 10% con la toma diaria de una bebida dulce o jugo de fruta azucarado.
Algunas de las recomendaciones que se encuentran en la guía para disminuir la ingesta de azúcar son: consumir las frutas frescas, disminuir la ingesta de dulces (caseros, industriales), disminuir el consumo de alimentos que combinen azúcares con grasas (pastelería), no mezclar alimentos dulces con salados en la alimentación de los niños para evitar la adaptación del paladar al dulce, tomar agua para calmar la sed en vez de bebidas y gaseosas azucaradas, y vigilar la cantidad de azúcar oculta en los alimentos, para lo cual presentan una lista de alimentos con la cantidad de azúcar que contiene cada uno, por ejemplo, una cucharada de salsa de tomate contiene una cucharadita de azúcar.
Si bien la diabetes es una enfermedad de cuidado que pone en riesgo la vida de millones de personas en todo el mundo, la hipertensión también se cuenta entre las más peligrosas en la actualidad. Las aproximaciones de la OMS apuntan que es causante de 16,5% de las defunciones anuales a escala mundial. Ante la relevancia de informar y concientizar sobre este problema de salud, "Juntos contra la malnutrición" en 2012 dedicó su esfuerzo a promover la disminución de la ingesta de sal, poderosa medida para prevenir la elevación de la presión arterial.
Detallan en la guía titulada "Menos sal, más vida" que la hipertensión recarga el trabajo del corazón y de los riñones, y aumenta la probabilidad de sufrir enfermedad renal, ataques al corazón y accidentes cerebrovasculares. Cabe destacar que las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en todo el mundo, de ahí la importancia de alejar el salero de la mesa y disminuir en el menú comestibles con alto contenido de sal como embutidos (mortadela, jamón, chorizo), jamón endiablado, carne, sardinas enlatadas, aceituna, alcaparras, pasta de tomate y salsa tipo kétchup, mantequilla y margarina, pizza, pasapalos, snacks (chucherías saladas), queso blanco duro y queso fundido.
En "Menos sal, más vida" aconsejan sazonar con hierbas o especias (orégano, jengibre, romero y cilantro), usar aliños naturales como cebolla, ajo y ají dulce, eliminar de la mesa el salero y las salsas industrializadas, preparar la masa de las arepas sin sal, limitar la ingesta de alimentos con sal visible (señoritas, galletas, palitos de queso, papitas y semillas saladas), y evitar alimentos enlatados, deshidratados, cubitos, salsas, embutidos, quesos curados, chucherías, hojaldre y cachitos.
Hacer retroceder las alarmantes cifras de morbilidad y mortalidad por hipertensión y diabetes es posible, en parte con una alimentación equilibrada y controlada en cuanto a consumo de sal, azúcares y grasas. Justo en este propósito está enfocada la campaña de orientación "Juntos contra la malnutrición", cuyas guías son distribuidas en las farmacias de la red, comunidades vecinas y centros educativos, y están disponibles para todos en los portales www.fundacionbengoa.org y www.farmaciasaas.com.
En la mayoría de ellas hay, además, menús prácticos, saludables, variados y sabrosos, creados especialmente para favorecer la alimentación de los más pequeños de la casa.


Fuente:  itg-salud.com

miércoles, 15 de febrero de 2017

El sistema de monitorización Freestyle Libre mejora el control glucémico y el autocontrol de la diabetes tipo 1


El sistema flash de monitorización de glucosa FreeStyle Libre, desarrollado por Abbott, permite realizar un control más frecuente de los niveles de glucosa en pacientes con diabetes tipo 1 y, por tanto, reducir el tiempo en hipoglucemia (niveles de glucosa por debajo de 70 mg/dL[1] ), tal y como ponen de manifiesto los resultados del estudio IMPACT.
Geriatricarea FreeStyle Libre Abbott
El uso de Freestyle Libre favorece el control de las personas con diabetes lo que permite reducir el tiempo en hipoglucemia
Los resultados de este ensayo clínico, en el que han participado 252 pacientes de cinco países (entre ellos España) y que han sido presentados en el 76 Congreso Científico de la Asociación Americana de Diabetes, demuestran que el sistema Freestyle Libre mejora el control glucémico y el autocontrol de la diabetes tipo 1, en comparación con el autoanálisis de glucosa en sangre mediante pinchazo en el dedo.
El ensayo demuestra que, evitando prácticamente los pinchazos en los dedos, las personas con diabetes aumentan la frecuencia de control de los niveles de glucosa, escaneando su sensor Freestyle Libreunas 15 veces al día de media.
Estos paciente lograron reducir significativamente su tiempo en hipoglucemia sin un aumento en sus niveles de HbA1c -promedio de medición de los niveles de glucosa en sangre durante los últimos 90 días, considerada el 'patrón de oro' para el control de glucosa general-, cambiando un paradigma en la comprensión del tratamiento y control de la diabetes, haciendo al paciente más activo y parte de su propio autocuidado.
Y es que los pacientes participantes en el estudio redujeron un 38% el tiempo en hipoglucemia (niveles de glucosa por debajo de 70 mg/dL2), un 40% sus hipoglucemias nocturnas y un 50% las hipoglucemias severas. Estas reducciones de las hipoglucemias suponen una mejora para el paciente, pero también para la sanidad pública, ya que reduce costes en la atención médica a pacientes con diabetes.
Cabe recordar que la Diabetes Mellitus Tipo 1 supone entre el 5 y el 10% del todos los casos de Diabetes Mellitus. En España su indidencia es de unos 12-20 casos anuales por cada 100.000 habitantes, una cifra que tiende a aumentar.

geriatricarea-Freestyle-Libre

El sistema FreeStyle Libre de Abbott consiste en un pequeño sensor que, colocado en la parte posterior del brazo durante un máximo de 14 días, mide la glucosa cada minuto en el líquido intersticial a través de un pequeño (5 mm de largo y 0,4 mm de ancho) filamento que se inserta debajo de la piel y se mantiene en su lugar con una pequeña almohadilla adhesiva. El lector escanea el sensor para obtener un resultado de glucosa en menos de un segundo. Cada escaneo muestra un resultado de glucosa en tiempo real, una tendencia histórica de ocho horas y la dirección hacia donde se dirige glucosa.
A diferencia de los dispositivos de monitorización continua de la glucosa (los que miden los niveles de glucosa en tiempo real, durante todo el día y la noche), que necesitan dos o más pinchazos en los dedos para su calibración, el sistema FreeStyle Libre está calibrado de fábrica, lo que significa que no requiere de estos pinchazos en el dedo para la calibración.


lunes, 13 de febrero de 2017

Cuidado con el Edema Macular Diabético



De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud, la diabetes es la causa más frecuente de ceguera en la población occidental en la edad productiva y laboral. 
Esta instancia estima que después de 15 años de padecer esta enfermedad, el 2% de la población corre el riesgo de quedar ciego. Mientras, un 10% puede presentar una discapacidad visual grave. Aunque la razón puede deberse a distintas complicaciones clínicas como: retinopatía diabética, desprendimiento de retina o edema macular diabético (EMD), es éste último la principal causa de pérdida de visión.
La doctora Gema Ramírez, especialista en retina, vítreo y tumores del Centro de Cirugía Oftalmológica en Caracas, explica que el EMD es una patología del ojo originada por la acumulación de líquido en la zona más sensible de la retina que se llama mácula, responsable de la visión central, lectura y enfoque de los detalles y colores. 
El EMD se origina en la diabetes mal controlada, debido a que los altos niveles de glicemia (azúcar) en la sangre promueven la pérdida de la permeabilidad vascular. Es decir, provocan la acumulación en los vasos sanguíneos de líquidos, glóbulos rojos y partículas de colesterol que se escapan hacia los tejidos del ojo.
"El examen del fondo de ojo es la manera de hacer el despistaje de estos pacientes. Todo diabético tipo 1 debe hacerse un examen de fondo de ojo máximo a los 5 años del diagnóstico y si es antes mejor, y en la diabetes tipo 2, debe realizarse el examen inmediatamente de hacer el diagnóstico, ya que 3era. Transversal de Los Ruices no se conoce cuántos meses o años lleva el paciente con la enfermedad sin saberlo", expresa Ramírez. 
Según la especialista un excelente control de los niveles de glicemia en sangre es la única forma con la que se puede prevenir la aparición de un EMD. 
"Un indicador valioso es la medición de la hemoglobina glicosilada, la cual debe mantenerse por debajo de 7.0 mgr %", añade. Sin embargo advierte que en caso de presentarse alteración renal y presión arterial alta estas complicaciones de salud deben ser atendidas y controladas. 
En cuanto al tratamiento la doctora recomienda a nivel ocular el láser, además del control sistémico. También explica que con la llegada de los antiangiogénicos "dentro de los cuales se encuentra el ranibizumab, ha mejorado en forma importante los resultados del tratamiento en el edema macular. Éste fármaco también es utilizado para tratar la degeneración macular asociada a la edad y en vasos de retinopatía diabética", sostiene.
Para concluir, la especialista recuerda que la diabetes es una enfermedad crónica, cuyo control debe ser de por vida para mantener la visión y evitar el resto de complicaciones en otros órganos. "Llevar una vida sana nos aporta salud".


Fuente:  itg-salud.com

viernes, 10 de febrero de 2017

Pasar menos tiempo sentado reduce el riesgo de diabetes

Caminar o quedarse de pie en lugar de permanecer sentado ayuda a disminuir el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

Las personas que caminan o se quedan de pie en lugar de pasar el mismo tiempo sentadas disminuirían el riesgo de desarrollar diabetes, según sugiere un estudio de Reino Unido.
Estudios previos habían asociado el tiempo sedentario con la diabetes tipo 2, que está asociado con el envejecimiento y la obesidad. Aparece cuando el cuerpo no puede utilizar la insulina para convertir el azúcar de la sangre en energía para las células.
Los autores les pidieron a 435 adultos con riesgo de diabetes que usaran monitores de actividad física las 24 horas durante una semana para determinar cuánto tiempo pasaban sentados, parados y caminando. Luego, revisaron análisis de laboratorio para saber cómo el organismo procesaba el azúcar y la insulina.
El estudio "aporta más evidencia" de que con sólo estar de pie en lugar de permanecer sentados durante el día mejoran los marcadores de diabetes tipo 2, según dijo el coautor Joseph Henson, de la Universidad de Leicester.
Los participantes tenían 67 años. La mayoría tenía acumulación de grasa en la cintura, además de sobrepeso u obesidad. Un tercio tenía antecedentes familiares de diabetes. Todos pasaban unas 9,4 horas diarias en una silla o acostados. Esto incluía unas 4,2 horas de intervalos en una silla durante no más de media hora y 5,4 horas de intervalos de 30 minutos o más en una silla.
Los participantes también pasaban unas 4,5 horas por día de pie y 1,7 horas por día caminando.
Los que reemplazaban los 30 minutos en una silla con pequeños intervalos de pie tenían niveles de insulina en ayunas un 4 por ciento más bajos. Pero si pasaban de pie esos períodos prolongados en una silla, los valores de insulina disminuían un 5 por ciento. Caminar, en cambio, estuvo asociado con una diferencia del 11 por ciento, según publican los autores en BMJ Open.
El estudio no identificó una relación entre la glucosa en sangre o los niveles de insulina al reemplazar el tiempo que pasaban en una silla con pequeños intervalos de pie. Caminar por intervalos cortos en lugar de estar sentados redujo los valores de insulina un 7 por ciento.
Como no se trató de un experimento controlado, el equipo aclara que el estudio no muestra cómo la variación de la actividad física influye directamente en el riesgo de desarrollar diabetes.
Aun así, los resultados se suman a la evidencia de que pequeños cambios en el tiempo sedentario reduciría el riesgo de diabetes, según opinó Bethany Barone Gibbs, de University of Pittsburgh y que no participó del estudio.